Sakura

1868872a39bf2752e6de7a4544300596

Silenciosa y sigilosa,
cual pequeños petalos
de rosado cerezo
llegas con andares de amor.

Tocas sutilmente
y entras por nuestra puerta,
desprevenidos nos enamoramos,
nos deslumbramos con tu palpitar.

Transformas mi existencia,
llenándome de eterna primavera,
enamorándome contigo de la vida
con su gloriosa y oportuna belleza.

Ya te amo sin conocerte
y dibujando tu sonrisa en mi mente
abrazo la espera de tu dulce encuentro,
cual primaveral cerezo que recibe su Marzo renaciente.

Cely

Bloguera, escritora y asesora.

Déjame tus comentarios

A %d blogueros les gusta esto: