Por una sonrisa



Yo no daría la vida por tu amor,
yo daría mi vida por la tuya misma.
Pues no existen condiciones en mis sentimientos hacia ti,
por lo que no necesito que me ames para dar todo por ti,
por tu seguridad, tu bienestar, tu alegría,
todo se vale por tu sonrisa,
pues yo ya te amo, completa e irremediablemente.

Cely

Bloguera, escritora y asesora.

Déjame tus comentarios

A %d blogueros les gusta esto: